Padre de Fernelis: “Ese es un demonio, nunca fue sacerdote”

Freddy Carrión, padre de Fernelis Carrión, el adolescente de 16 años que fue ultimado a martillazos y puñaladas y de cuyo crimen se acusa a un sacerdote, calificó al imputado como “un demonio” y un farsante.

Carrión consideró que el sacerdote Elvis Taveras Durán, quien fue suspendido de manera cautelar por la iglesia, además de un demonio es un “depravado” y “nunca estuvo en las cosas de Dios”

“Es el demonio, un demonio! Ese depravado, dizque sacerdote, nunca fue sacerdote, nunca lo ha sido. Nunca estuvo en las cosas de Dios! ¡Con esa sotana por arriba y nunca lo fue, es un demonio!”.

Visiblemente alterado, el padre del menor se quejó de la justicia dominicana en cuanto a los años de condena que podría recibir el imputado en caso de ser hallado culpable. El Código Penal Dominicano establece 30 años de prisión como pena máxima.

“Mil años son pocos para mí, pero eso es lo que dan la condena máxima”, gritaba el hombre, mientras le era conocida la medida de coerción al acusado en la Oficina de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo, donde se le dictó un año de prisión preventiva a cumplirla en la cárcel Najayo Hombres, en la provincia San Cristóbal.

Además de matar al adolescente, el suspendido sacerdote está acusado de haber tenido una relación sexual con el menor desde hacía varios años.

Más noticias

Apresados por muerte raso están implicados en otros hechos criminales

Relacionado