NIEGAN NUEVO JUICIO

Niegan nuevo juicio a dominicano condenado en Carolina del Sur por asesinato

NIEGAN NUEVO JUICIO

Estados Unidos.- Un nuevo juicio le fue negado al dominicano Carlos Luis Pinales Mejía, extraditado desde la República Dominicana a Carolina del Sur, donde fue condenado a 15 años, después de declararse culpable por el asesinato de Ambar Schiavone, a quien según los fiscales mató en enero del 2008.

Pinales, se retractó posteriormente de su admisión de homicidio voluntario y solicitó que se cambiara por asesinato involuntario, en busca de una reducción de la sentencia. Fue condenado en febrero del 2013.

Los fiscales alegaron que Pinales, ultimó a la mujer durante una compra de drogas, cuando ella trató de jugar con la pistola que portaba el dominicano, quien la mató.

El abogado de Pinales, argumenta que “el tiro se zafó”, por lo que el sentenciado no tuvo ninguna intención de matarla, pero el alegato ha sido rechazado más de una vez en los tribunales.

Pinales, se declaró culpable mediante el procedimiento que los fiscales de Carolina del Norte llaman “Alegato Alford” y que es cuando el acusado acepta la culpa y admite que los fiscales tienen suficientes pruebas para ser condenado.

La oficina del Fiscal General del Estado de Carolina del Sur, dijo que después de una revisión de la petición a la que se opone para que se le haga un nuevo juicio a Pinales.

El dominicano huyó a su país natal y fue detenido tres años después del crimen y extraditado a Carolina del Sur, después que la policía de la ciudad de Rock Hill, lo situaran en la lista de los criminales más buscados del estado.

La mujer, fue encontrada muerta por unos amigos en el apartamento de Pinales Mejía, quien era seguido por la policía como narcotraficante.

Testigos dijeron que lo vieron con la pistola en la mano, poco después del asesinato. Familiares de Pinales Mejía dijeron a la policía que había huido a la República Dominicana.

En mayo del 2011, agentes del Servicio de Alguaciles de Estados Unidos (US Marshalls) y de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), arrestaron al entonces prófugo en San Juan de la Maguana, extraditándolo a Carolina del Sur.

Para evitar un juicio en el que pudo haber sido condenado a cadena perpetua, negoció la culpabilidad por homicidio voluntario, además de otros cargos por drogas y posesión ilegal de un arma de fuego.

No es elegible para pedir libertad condicional.

Fuente: El Nuevo Diario

Más noticias

Un terremoto de magnitud 6,1 sacude la costa este de Japón

Relacionado